Derrame de petróleo en el mar de Ventanilla afecta a la pesca artesanal

El sábado 15 de enero ocurrió un derrame petrolero en las costas del distrito de Ventanilla. Este desastre ecológico ha afectado al ecosistema, la flora, la fauna marina y a la actividad pesquera artesanal de esta zona de la región Callao.

El sábado 15 de enero ocurrió un derrame petrolero en las costas del distrito de Ventanilla. Este desastre ecológico ha afectado al ecosistema, la flora, la fauna marina y a la actividad pesquera artesanal de esta zona de la región Callao.

Imagen: Perú Eseuro

El accidente ocurrió mientras se descargaba crudo del buque tanque de bandera italiana, Mare Dorium, hacia la refinería La Pampilla. Ocurrió una falla en el proceso de descarga que determinó el derrame del combustible pesado. La empresa responsable, La Pampilla, que desde el año 1996 es propiedad de REPSOL, indicó que el accidente se debió a los fuertes oleajes anómalos relacionados con la erupción volcánica submarina ocurrida en Tonga. Sin embargo, pescadores artesanales de la zona afectados por este accidente, indicaron que no es la primera vez que ocurre este tipo de desastre que deja paralizadas sus actividades de pesca por semanas y afecta su economía familiar.

El día domingo por la mañana, ciudadanos y pescadores detectaron un olor fuerte a combustible en el ambiente. Al llegar a la zona para realizar las faenas de pesca, los pescadores artesanales encontraron el lamentable panorama, en el que se apreciaba olas ennegrecidas y fauna marina muerta varada en la orilla, cubiertas totalmente de petróleo, así como algunas aves, indicaban la magnitud del desastre. Inmediatamente alertaron a las autoridades para que se proceda con la atención de la emergencia.

Posteriormente la empresa emitió un comunicado informando sobre el accidente y que había activado sus protocolos de control de desastre. La zona impactada abarca algunos kilómetros que incluyen las playas Bahía Blanca, Costa Azul y Cavero. Testimonios de ciudadanos indicaron que el fuerte olor se sintió hasta Ancón.

Hoy lunes, 17 de enero, el COEN (Centro de operaciones de emergencia nacional) del Indeci, emitió un comunicado en el que indica que ya se había controlado el desastre. Por su parte el organismo de evaluación y fiscalización ambiental (OEFA), adscrito al ministerio del ambiente (Minam), está haciendo las evaluaciones respectivas para determinar el impacto ambiental del accidente. Sin embargo, cientos de pescadores se quedarán sin pescar por algunas semanas, lo que afectará sus economías familiares en medio de una tercera ola de contagios por el COVID19.

Dato

Cuando ocurre un derrame de petróleo inmediatamente se forma una película sobre la superficie marina que impide que la luz llegue al agua. Las primeras especies afectadas son las algas, pues necesitan luz para poder realizar la fotosíntesis. Si la luz no llega, comienzan a morir.

A corto plazo ocurre una contaminación aguda que determina, en el peor de los escenarios, la muerte de muchos organismos debido a la alta toxicidad de los compuestos químicos del crudo. A largo plazo, el derrame generado daña el sistema reproductivo y de alimentación de todos los organismos del ecosistema marino y se produce la reducción de las especies.

La reducción de las especies, sea por muerte o por migración en búsqueda de mejores condiciones marinas para la existencia y la reproducción, afecta el trabajo de cientos de pescadores artesanales dedicados a la pesca de ribera o a la pinta.

17 de enero de 2022