La peligrosa ampliación de plazos para la formalización minera

En una reciente publicación del portal Convoca.pe[1], se destaca que tanto el gobierno de Pedro Castillo como algunas bancadas parlamentarios están impulsando una prórroga a los plazos de formalización de la minería ilegal y artesanal. En una reunión del pasado sábado 13 de noviembre, en el Ministerio de Energía y Minas (MINEM), el viceministro de […]

En una reciente publicación del portal Convoca.pe[1], se destaca que tanto el gobierno de Pedro Castillo como algunas bancadas parlamentarios están impulsando una prórroga a los plazos de formalización de la minería ilegal y artesanal.

En una reunión del pasado sábado 13 de noviembre, en el Ministerio de Energía y Minas (MINEM), el viceministro de Minas, Jorge Luis Chávez Cresta, y el director general de Formalización Minera, Alberto Rojas Cortegana, firmaron un acuerdo con los representantes de los mineros informales de cuatro regiones del país.

Imagen: Camiper

Los funcionarios se comprometieron a impulsar las gestiones para que el Congreso de la República prorrogue el plazo de formalización de esta industria que opera al margen de los estándares establecidos en las normas.

Esta promesa del ministerio va en la línea de la aprobación de tres proyectos de ley presentados por las bancadas de Perú Libre (PL) y Alianza para el Progreso (APP), que también buscan una nueva prórroga al plazo de formalización de la pequeña minería y minería artesanal. Este proceso data desde el año 2000.

El encuentro entre los funcionarios del MINEM y estos gremios de mineros se realizó dos días después de que los congresistas de Perú Libre y de APP, presentaran iniciativas legislativas en apoyo a estas actividades.

En el caso del proyecto presentado por el congresista Víctor Cutipa de Perú Libre, la iniciativa busca que se prorrogue el plazo hasta el 31 de diciembre del 2022, mientras que el de su colega de bancada, Jorge Marticorena, plantea que la formalización se amplíe hasta fines del 2025. En tanto, el proyecto de Euardo Salhuana de APP propone que el periodo para que los informales se adapten se extienda hasta el final del 2024.

La norma vigente para el proceso de formalización de los mineros ilegales es el Decreto Legislativo 1293, firmado por el ex presidente Pedro Pablo Kuczynski en diciembre de 2016. Este decretó dispuso la inscripción de los mineros de la pequeña minería y minería artesanal en el Registro Integral de Formalización Minera (Reinfo), un padrón administrado por el Ministerio de Energía y Minas.

La minería informal y la ilegal, a diferencia de la minería formal, es la que se realiza en lugares prohibidos como riberas de ríos, lagunas o zonas de amortiguamiento de áreas naturales protegidas. También se considera ilegal a la actividad extractiva que se realiza con maquinaria pesada, como las dragas que extraen material del fondo ribereño y de las riberas de las fuentes de agua donde operan.

Sin embargo, la ampliación del plazo de formalización de estos mineros también generará la ampliación de la impunidad de los empresarios que operan contaminando la tierra y el agua, ya que las exonera de responsabilidad penal por el delito de minería ilegal.

Esto se debe a que en enero de 2017, el gobierno de Kucyznski aprobó un decreto legislativo que evita que la Fiscalía o el Poder Judicial procesen a los mineros ilegales que se encuentren en proceso de formalización, por lo que con la sola inscripción en el Reinfo, el Estado protege al minero que realiza actividades en lugares no permitidos.

El portal Convoca señala que cualquiera sea la propuesta aprobada, el gobierno habría ha dado su visto bueno para apoyar la ampliación del plazo y a la protección de la estas actividad. Consultado por ese portal, César Ipenza, especialista en derecho ambiental, advirtió que una de las iniciativas es impulsada por el congresista Eduardo Salhuana, de APP, quien fue asesor legal de la Federación Minera de Madres de Dios (Fedemin), la región más devastada por la minería ilegal. En el 2015, Salhuana también fue designado como gerente general en el Gobierno Regional de Madre de Dios, y fue el principal promotor de la derogación de normas que regulan la actividad minera

Ipenza explicó que además de buscar la ampliación del plazo de formalización, los mineros ilegales también buscan anular la interdicción que decomisa los materiales y equipos utilizados por la minería ilegal. Entre estos, se encuentran las dragas que causan daños ambientales a las fuentes de agua y las contaminan con mercurio.

El abogado recordó que el uso de dragas se encuentra prohibido en la minería desde 2012, de acuerdo con un fallo del Tribunal Constitucional. Además, en el 2015, el TC sentenció que es constitucional la labor del Estado peruano para realizar labores de interdicción y persecución de la minería ilegal en la Amazonía y en todas las regiones.

Alerta de CooperAcción

Cabe recordar que CooperAcción[2] señaló en agosto de este año sobre los riesgos de las ampliaciones de plazos para esta actividad. Mediante Decreto Supremo n.°022-2021-EM, publicado en la edición extraordinaria de las normas legales del diario oficial El Peruano, se dispuso que la formalización minera que se registra en el Reinfo, se extendiera hasta el 31 de diciembre de este año.

En esa fecha Julia Cuadros, directora de CooperAcción, consideró negativo que vuelva abrirse el registro integral de formalización minera, porque hasta ahora no han podido cumplir con los que estaban registrados anteriormente, y esto porque no se han resuelto los problemas estructurales de la minería a pequeña escala, informal, artesanal.

“Muchos creen que inscribiéndose en el Reinfo ya está resuelto el tema. Es más sencillo que un minero se formalice por la ley general que por esta ley de pequeña minería, porque no están resueltos los problemas de fondo. Hay un cuello de botella en el tema de los permisos de los titulares de las concesiones tiene que hacer. Abrir el Reinfo es extender la informalidad hasta diciembre” sentenció Cuadros.

Asimismo señaló que no se puede hacer minería en la zona amazónica, porque la depredación del bosque y la contaminación de los ríos es alta, no solo por el uso de químicos si no por el propio hecho de cambiar la morfología del bosque y afectar a la fauna y flora de la zona. Por otro lado, la minería de socavón o a cielo abierto en pequeña escala debe pasar por analizar si tienen una evaluación de impacto ambiental, sobre todo sobre los recursos hídricos, tanto superficiales como subterráneos.

Esperamos que el gobierno y los funcionarios de las áreas competentes del sector esclarezcan su postura sobre el tratamiento de la minería ilegal, informal y artesanal, así como su nivel de compromiso con el proceso de formalización y de preservación del medio ambiente.

[1] https://cooperaccion.org.pe/la-peligrosa-ampliacion-de-plazos-para-la-formalizacion-minera/
[2] https://cooperaccion.org.pe/amplian-plazo-para-la-formalizacion-de-la-pequena-mineria/

18 de noviembre de 2021