Las cotizaciones en época de pandemia

Mientras tanto, el mercado de materias primas ya figura en el grupo de los sectores más afectados. El cobre cerró la primera mitad de marzo con un valor promedio de 2.49 US$/Libra.

En las últimas semanas, la pandemia y sus efectos han sido el centro de las preocupaciones en los análisis y las proyecciones económicas. La actividad económica mundial está siendo fuertemente afectada por las medidas que están tomando los países: cuarentenas, restricciones en la mayoría de actividades productivas y de servicios, desaceleración de ventas, contracción en el comercio mundial, entre varios otros factores.

Es difícil proyectar escenarios e incluso hacer comparaciones con otros momentos de crisis que el mundo ha vivido. Cada crisis tiene sus propias características, tanto en los momentos de mayor afectación, como en los procesos de recuperación o rebote. Habrá que observar con especial atención los efectos específicos que provocará esta pandemia en la economía global, y llegado el momento, cómo se comienza a salir de la crisis y el estancamiento.

Mientras tanto, el mercado de materias primas ya figura en el grupo de los sectores más afectados. El cobre cerró la primera mitad de marzo con un valor promedio de 2.49 US$/Libra. De esta forma, su valor ha variado en -14.4% comparado con el nivel registrado en el mismo período durante 2019.

En el gráfico “Cotización Internacional del Cobre”, que registra el promedio de cotización diaria, se puede observar cómo se ha agudizado la pérdida de valor durante la tercera semana de marzo. El jueves 19 de marzo, la cotización del cobre llegó a 2.12 US$/Libra, registrando el valor más bajo desde la crisis financiera de 2008.

Como era de esperarse, esta situación ha generado preocupación en los países productores de cobre. Por ejemplo, en Chile se dice que sólo el 45% de la producción de cobre (4 yacimientos mineros), estaría operando con márgenes positivos, mientras que el resto tiene costos totales de producción que están por encima de los US$2.2 la libra. Por lo tanto, de continuar esta situación, varias operaciones mineras del vecino país  podrían comenzar a paralizar.

La situación es distinta para el caso de la minería de cobre en el Perú (sobre todo en el estrato de la gran minería), que como se sabe, mantiene los más bajos costos de producción a nivel global (alrededor de US$ 1).

Otros minerales de base viven una situación similar a la del cobre: el plomo ha registrado una caída (-11.8%), lo mismo que el zinc (-31.4%). Sin embargo, la cotización del oro presenta una situación opuesta con un crecimiento importante (26.6%) en su cotización. Esto se explica por la mayor demanda de metales preciosos -como activos seguros o de refugio- en estos contextos turbulentos. La plata también registra un incremento en su cotización (11.6%).

Si hasta el año pasado, la principal preocupación para la economía mundial era la guerra comercial entre los Estados Unidos y China, ahora es el COVID-19 y la posibilidad de un escenario de fuerte recesión mundial.

26 de marzo de 2020